2 feb. 2014

Nuestra Señora de Candelaria

Nuestra Señora de Candelaria

Dicen que es el “tesoro más grande” del Archipiélago Canario: el Santuario y la Virgen de Candelaria

En 1.559, el Papa Clemente VIII declaró Patrona de Canarias a Nuestra Señora de Candelaria. Al calor del santuario creció el pueblo, por entonces el más poblado del Valle. Candelaria es la Villa de la Virgen. Sencillamente porque, en la historia de esta Villa, la Virgen es el principio, el medio y el fin. Más fácil, la Virgen es el eje alrededor del cual gira la historia de la Villa.

Los municipios son productos históricos y surgen como resultado de un largo proceso en el que se encuentran con los años van definiendo los componentes básicos de las señas de identidad que le son propias. Señas que, en la mayoría de las ocasiones, se irán forjando en la peculiar y secular relación del hombre y el medio. Candelaria ha estado, históricamente determinada por el culto a la Virgen de Candelaria, factor determinante, no sólo de continuados asentamiento humanos, sino de desarrollo económico.


Sobre la aparición...

Iban dos pastores guanches a encerrar su ganado a las cuevas cuando notaron que el ganado se remolinaba y no quería entrar. Buscando la causa miraron hacia la embocadura del barranco y vieron sobre una peña, casi a la orilla del mar, la santa imagen la cual creyeron estar animada. Como estaba prohibido a los hombres hablar o acercarse a las mujeres en despoblado, le hicieron señas para que se retirase a fin de que pasase el ganado. Pero al querer ejecutar la acción, el brazo se le quedó yerto y sin movimiento.  El otro pastor quiso herirla con su cuchillo. Pero en vez quedó herido el mismo. Asustados, huyeron los dos pastores a Chinguano, a la cueva-palacio del rey Acaymo, para referirle lo acontecido. El rey fue a ver con sus consejeros. Ella nada respondía pero nadie se atrevía a tocarla. El rey decidió que fuesen los mismos dos pastores ya heridos quienes la recogieran para llevarla al palacio. Ellos, al contacto con la imagen, quedaron sanados. El rey comprendió que aquella mujer con el niño en brazos era cosa sobrenatural. El mismo rey entonces quiso llevarla en sus brazos, pero después de un trecho, por el peso, necesitó pedir socorro. Es así que en lugar de la aparición hay hoy día una gran cruz y en el lugar donde el rey pidió socorro, un santuario a Nra. Señora del Socorro.

La llevaron a una cueva cerca del palacio del rey hoy convertida en capilla. Mas tarde un joven llamado Antón, que había sido tomado como esclavo por los españoles y había logrado escapar y regresar a su isla, reconoció en la imagen milagrosa a la Virgen María.  El, habiendo sido bautizado le relató al rey y a su corte la fe cristiana que el sostenía. Así llegaron a conocer a la Virgen María como "La Madre del sustentador del cielo y tierra" y la trasladaron a la cueva de Achbinico para veneración pública.

La imagen fue robada por los españoles pero devuelta tras una peste que ellos atribuyeron al robo sacrílego.  Mas tarde, cuando los españoles conquistaron la isla, la devoción ya estaba allí arraigada. En 1526 se edificó el santuario por los muchos prodigios que Dios obraba por Nuestra Señora de la Candelaria.

De Las islas canarias la devoción se propagó a América. Hernán Cortés llevaba al cuello una medalla de esta imagen. En 1826 la imagen se perdió víctima de una inundación.

-Fue declarada Patrona Principal del Archipiélago Canario por decreto de la Sagrada Congregación de Ritos el día 12 de diciembre de 1867. 
-Coronada canónicamente el 13 de octubre de 1889. 
-La basílica actual (1-2-1959)

No hay comentarios:

Publicar un comentario